Interprete

Michael Curtiz

Mihaly Kertsez (1888-1962) fue un joven inquieto. En 1912, a los 24 años, se inició como actor en el cine húngaro, luego como director, para trasladarse enseguida a Austria y a Alemania, donde dirigió alrededor de 70 producciones tan espectaculares que llamó la atención de los estudios de Hollywood.

A los 38 años dirigió su primera pelicula en Estados Unidos (El tercer grado, 1926), tras haber cambiado su complicado nombre hungaro por el mas apropiado de Michael Curtiz, aunque sin haber conseguido aún hablar bien el ingles. Tardaría en hacerlo. Se hicieron famosas sus frases incomprensibles o disparatadas, como cuando pidió en el plató 20 monkeys (monos) en lugar de 20 monks (monjes). Sus ataques de ira no fueron menos memorables. Cuando el trabajo de sus colaboradores no le parecía bueno, les insultaba en un lenguaje desconcertante. Ello no impidió que dirigiera en Hollywood mas de 100 películas de todos los géneros, destacando en el de aventuras, especialmente las películas interpretadas por Errol Flynn,entre otras, Capitan Blood (1935), La carga de la brigada ligera (1936), Robin de los bosques (1938), La vida privada de Elizabeth y Essex (1939), El halcón del mar (1940).

Michael Curtiz, que no elegía sus proyectos, se avino a cualquier encargo, volcando en el su sabiduría narrativa. Fue considerado el mejor director de la Warner Bross, aunque sólo le propusieran a los Oscar de Hollywood en cuatro ocasiones. Consiguió la estatuilla unicamente por Casablanca. “Admitamos que Curtiz no ha sido un autor',' escribió el historiador frances Jean Tulard, “pero fue un profesional en el mas noble sentidode la palabra, y se puede preferir un buen profesional como Curtiz a gran parte de los seudo autores de hoy'.'

No ha sido un autor, pero fue un profesional en el más noble sentido dela palabra